sábado, 13 de noviembre de 2010

LENTEJAS ESTOFADAS

Este siempre ha sido mi plato más odiado por excelencia, nunca me han gustado las lentejas y menos así, todas tan juntitas. Mi madre me obligaba a comerlas, aunque para ello tuviera que triturármelas.
Con forme fueron pasando los años y nos fuimos quedando solas en casa y yo haciéndome mayor dejó de hacerlas porque al final se las tenía que comer ella sola.
Hace unos días le comenté que tenía que volver a probarlas porque hacia como veinte años que no las probaba y como todo cambia en esta vida, al igual también cambiaba mi forma de verlo, así que me anime y las hice……………. Sigue sin ser el mi plato favorito pero reconozco que ya no son tan odiadas y no me importa comerme un plato de LENTEJAS ESTOFADAS, mirando por el lado positivo, son sanas, económicas y muy sencillas de hacer…….(y no están tan malas)




INGREDIENTES:
- Lentejas
- 2 cebollas
- 1 tomate grande maduro
- 1 hoja de laurel
- 2 huevos
- Agua
- Sal
- Pimentón dulce
- Azafrán (colorante)
- Aceite de oliva
- 2 patatas
- 1 cabeza de ajos
PREPARACION: (con sofrito)
- Ponemos en una olla un chorro de aceite de oliva a fuego medio, pelamos, lavamos y troceamos en trocitos pequeños una cebolla, la añadimos al aceite y la sofreímos un poco a fuego medio, unos 10 min.
- Rallamos el tomate y lo añadimos a la cebolla y damos unas vueltas y seguidamente añadimos, el laurel, la cabeza de ajos entera, sal, agua, azafrán, pimentón, las lentejas y la otra cebolla a trozos un poco más grande y dejamos hervir todo a fuego medio una hora y media.
- 20 min. Antes de apagar el fuego añadir la patata pelada, lavada y troceada en trozos grandes.
- Hervimos los dos huevos y cuando estén hechos los enfriamos y pelamos. Partimos por la mitad cada huevo y sacamos la yema, chafamos y añadimos a las lentejas, removemos para que se vayan deshaciendo. Las claras las partimos en trozos pequeñitos y añadimos.
NOTA:
- Una vez servidas en el plato se puede añadir un chorrito de vinagre.
PREPARACION: (En crudo)
- Es todo completamente igual pero añadiendo todos los ingredientes en crudo, sin sofreír la cebolla ni el tomate y añadiendo un chorrito de aceite en crudo al agua.


miércoles, 10 de noviembre de 2010

CARLA

No suelo colgar nada en mi blog que no tenga que ver con alguna receta de cocina pero esta ocasión es “ESPECIAL” y así lo merece.

Hace algunos meses me di un tiempo para mi e hice una pausa en casi todas mis actividades diarias, incluido el blog y mi afición por la cocina, tenía un motivo de peso (y nunca mejor dicho), estaba esperando la llegada de mi pequeña, CARLA.



A finales del mes de agosto, para ser más exactos el día 26 vino al mundo la cosa mas bonita de mi mundo y la de su papá, todo salió perfecto, a pedir de boca y la verdad es que hoy por hoy, dos meses y medio después, seguimos encantados, tenemos una niña preciosa, muy buena, MUY COMILONA, dormilona y muy risueña pero he de decir que los comienzos nunca fueron fáciles y el primer mes fue algo duro para todos hasta que nos fuimos amoldando todos a esta nueva vida. Por eso fue que decidí que lo mejor era dedicarme por entero a ella y a mi misma y que todo volvería a la normalidad tarde o temprano y en efecto, ya todo está más relajado.

Solo añadir que la maternidad es algo maravilloso (hasta que no eres madre no lo sabes) y que estamos muy felices.





Y ahora a seguir con las recetas que hay que dejarle un legado a CARLA y enseñarla a comer bien…………..

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...